El Mar de Aral desaparece literalmente del mapa

El Mar de Aral desaparece literalmente del mapa

El Mar de Aral hoy es árido. Desapareció. Fue arado como una mala influencia por el comunismo ruso, en la época de la URSS.

Y te preguntarás, ¿cómo es posible que un mar desaparezca?

Si en algo se parecen los países de regímenes autoritarios es en la capacidad de hacer lo que quieren una y otra vez, un puñado de pocas personas, sin oposición ni críticas.

Todo lo que sea una opinión contraria es tildada automáticamente de enemigo del estado y con ello la propia persona que emite su opinión, cayendo así en desgracia, que significa, «caer en desgracia en un país antidemocrático», y por tanto, no tendrás abogado ni juicio justo.

Documental de Isabel Coixet para ROCA.

Pues así alguien en la URSS dijo que había que desviar dos ríos que desmbocaban en el mar de Aral para convertirlos en depósitos de regadíos en campos y campos de algodón.

Hoy en Rusia, casi 50 años depués, no hay ni algodón, ni mar; y sí mucha arena, cadávares de barcos, cadáveres de fábricas, extinción de flora y fauna, y una población sin medios de vida, pobres, y con recuerdos ensoñadores de mar como castigo.

featured image

Clima mundial versus Clima artificial de los aires acondicionados.

Clima mundial versus Clima artificial de los aires acondicionados.

El clima artificial de los aires acondicionados presiona al Clima Mundial.

Cuando Willis Haviland Carrier patentó en 1906 su método de control del calor del aire y su humedad, cuando instaló un primer aparato acondicionador de aire doméstico en una casa en 1914, y si aún siguiese vivo (falleció en 1950), nunca hubiese imaginado que 106 años después la climatización de aire en los espacios interiores sería un problema climático a nivel mundial.

Los aires acondicionados desde entonces no han hecho más que crecer. No sólo los aires acondicionados en oficinas, edificios enteros como los grandes centros comerciales, los autobuses, los coches, y hasta las casas familiares, también en entornos industriales y farmacéuticos, dónde es vital la climatización del ambiente en valores de humedad y temperatura para fabricar ciertos productos como las vacunas, o controlar los alimentos imperecederos.